Receta de pinchos morunos andaluces

Receta de pinchos morunos andaluces
Comparte esta receta

Esta receta es muy apreciada por niños y mayores porque supone un modo diferente de comer carne. El toque de especias puedes adaptarlo según te guste más o menos el picante y los sabores penetrantes. Por lo demás, en este post te voy a contar los secretos para preparar el mejor pincho del mundo.

La receta de pinchos morunos andaluces me la dio una vecina de mi madre que tenía un bar y era una experta cocinera. Ella los hacía de pollo, así que aunque esta receta vale para otros tipos de carne, yo sigo su ejemplo.

El origen de esta receta no es difícil de adivinar, ya que su nombre lo indica. Estos pinchos morunos son una adaptación de los que se preparan en el norte de África, pero yo he eliminado alguna especia como la canela y he añadido algún ingrediente que más abajo verás. Soy muy amiga de hacer diferentes versiones de platos que me encantan porque creo que la cocina es creatividad. Otro ejemplo de esto lo puedes ver en mi post Burrito de pollo receta saludable

Brochetas de pollo y verduras
Las brochetas son pinchos que intercalan vegetales y carne.

A la hora de hacer esta receta de pinchos morunos andaluces, el papel de las especias es fundamental, así como otros detalles para que te salgan unos pinchitos perfectos:

  • Primero hay que asegurarse de que la carne esté limpia y libre de grasa.
  • Machacar el ajo muy bien va a ayudar a que penetre mejor en la carne.
  • Si añades soja como yo, cuidado con la sal porque la soja ya contiene bastante.
  • Cocinar a fuego fuerte para que se doren, pero queden jugosas por dentro.

Una vez dicho esto, ya podemos reunir los ingredientes que necesitamos para hacer nuestros pinchitos morunos andaluces para 4 comensales:

  • 1 kg de carne de pollo o de lo que quieras
  • 1/2 cebolla
  • 1 limón o una lima
  • 4 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de pimentón de la Vera picante (o dulce)
  • 1 cucharadita de pimienta negra recién molida
  • 1 cucharada de comino en polvo
  • 3 ramas de cilantro fresco picado
  • 3 cucharadas de salsa de soja
  • 120 ml de aceite de oliva virgen extra

Ahora vamos con la preparación:

  1. Asegurarse de que la carne esté limpia, comenzamos a trocear. Puedes cortar la carne en cubos o en tiras largas, dependiendo de tu gusto. Es importante que los trozos de carne sean del mismo tamaño para que se cocinen de manera uniforme. Esto facilitará que se hagan por todos lados igual. Poner en una fuente o bol.
  2. Picar la cebolla pequeñita y machacar los ajos en el mortero. Añadir al bol de la carne junto con la soja y mezclar con las manos.
  3. A continuación, cortar el cilantro y exprimir el limón, agregar al pollo.
  4. Ahora le toca al pimentón, el comino en polvo y la pimienta negra. Mezclamos de nuevo con las manos para conseguir un adobo uniforme.
  5. Por último, añadimos el aceite y volvemos a remover bien. Tapar, meter en el frigo y dejar macerando al menos 12 horas para que el adobo haga su función.
  6. Sacar la carne del adobo y ensartar en pinchos de madera o metálicos. Cocinar en un sartén o plancha antiadherente muy caliente, dándoles la vuelta, hasta que estén bien doraditos.
  7. Acompañar con cualquier salsa que nos guste.

Comparte esta receta


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad