Alubias blancas con almejas estilo sur

Alubias blancas con almejas estilo sur

Me encanta preparar esta legumbre blanca y cremosa. En mi tierra, Sevilla, les llamamos chícharos, pero son más conocidas en todo el país como judías o alubias. Y esta combinación de chícharos o alubias blancas con almejas es una de mis favoritas, aunque podemos prepararlas con casi todo lo que se nos ocurra.

Cuando hacemos un potaje de legumbres tradicional y, en particular, esta combinación de alubias con almejas, es una gozada como los olores invaden toda la casa. Yo diría que estos platos de cuchara de toda la vida tienen un efecto sanador tanto en nuestro cuerpo como en nuestra mente; Su aroma nos transporta a los fogones de nuestras madres y abuelas: Al mortero y al laurel, al pimentón y a la hierbabuena. A los alimentos tratados con la sabiduría de un alquimista que sabe de la importancia de lo que se cuece en esas ollas, nada más y nada menos que la salud de su familia.

Por ser tan beneficiosas y tan versátiles a la hora de prepararlas, intento comer chícharos también cuando aprieta el calor, y las preparo en ensalada con diferentes vinagretas. Me resulta un modo sencillo, económico y saludable de resolver un almuerzo.

A la hora de elegir producto, no tengo nada en contra de las alubias secas, pero con las prisas muchas veces olvido echar a remojar la legumbre el día anterior. Por este motivo probé suerte con las de bote y la verdad, el resultado fue sorprendente. La alubia no se deshace (hay marcas y marcas, pero si son de buena calidad no se desharán) aunque ya venga tierna y la tengas media hora en el fuego. La verdad es que, una vez preparadas, no se nota la diferencia con una legumbre remojada del día anterior.

Y que conste que me encantan las legumbres de toda la vida, esas que hay que remojar, pero no te prives de un buen plato un plato de cuchara, si de repente te apetece y quieres improvisarlo.

Dificultad

Lo puedes hacer mientras ves tu serie favorita.

Ingredientes (2 personas) para nuestras alubias blancas con almejas:

  • 1 bote de alubias blancas
  • 500 grs de almejas
  • Media cebolla
  • Un pimiento amarillo (o rojo)
  • 3 dientes de ajo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Una hoja de laurel, pimienta negra molida, comino, cilantro en polvo, media guindilla
  • Una cucharada de pimentón de la Vera agridulce (o ahumado, si no tienes)
  • Unas hojas de hierbabuena

¿Qué hacemos con todo esto?

  1. Echar las almejas a remojar y reservar.
  2. Sacar las alubias del bote y enjuagar a conciencia. Yo las enjuago y las dejo unos minutos en un bol con agua para que no queden restos de conservante. Escurrir y reservar.
  3. Poner a calentar una olla con cuatro cucharadas de aceite de oliva.
  4. Cortar la cebolla y los ajos y refreír un minuto a fuego suave. Añadir el pimiento amarillo en trozos medianos. Remover con una cuchara de madera durante unos minutos.
  5. Echar todas las especias y la hoja de laurel en el sofrito y remover medio minuto a fuego medio para liberar su aroma y sabor.
  6. Añadir las alubias y rehogar durante un par de minutos.
  7. Sacar los trozos de pimiento amarillo y reservar. Después cubrir las alubias con agua y dejar a fuego medio durante 20 minutos.
  8. Sacar un poco de caldo de la cocción y junto con los trozos de pimiento amarillo batir hasta que no queden trocitos. Añadir a la olla junto con las almejas ya enjuagadas y dejar cocer el guiso cinco minutos más.
  9. Probamos y añadimos más sal si nos hemos quedado cortos.
  10. Emplatar adornando con una hoja de hierbabuena.
potaje de alubias blancas
Las alubias blancas son una excelente fuente de proteína vegetal.

Como puedes ver en la imagen el resultado no puede ser más apetecible. Desde luego, la calidad de la alubia y de la almeja va a influir en esto, pero también moler el pimiento con un poco del caldo del potaje hará que quede más cremoso y apetecible.

Las especias vienen a añadir un plus de sabor a tus alubias blancas con almejas y al ser añadidas al refrito y no posteriormente al caldo del potaje, van a liberar su sabor y su potencial aromático.

No debemos pasar por alto que el comino, muy usado en Andalucía, nos va a ayudar a digerir mejor las alubias y a evitar los tan temidos gases que causa la ingesta de este alimento a muchas personas. Y es que no debemos olvidar que las especias provienen de plantas y todas las plantas tienen propiedades que podemos aprovechar en nuestra cocina. A mí me encanta usarlas en mis recetas.

¡Espero que hagas esta receta y compartas tu resultado, se admiten variaciones!

Y si has leído hasta aquí es que te interesan recetas con legumbres, así que ahí tienes dos más:

Espinacas con garbanzos a la andaluza

Ensalada de alubias blancas con vinagreta de tomillo



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.